“El pesimismo conduce a la debilidad; el optimismo al Poder”

 
“El pesimismo conduce a la debilidad; el optimismo al poder”

William James

Los pesimistas son miembros de un equipo que están creados para conseguir toda posibilidad de error pasado, presente y futuro, ellos son cautelosos en exceso, con una capacidad asombrosa de evitar los riesgos y con ello los cambios.

 

Ellos son bien intencionados, su actuación se basa en el genuino interés de cuidar al equipo, evitar que las cosas se vayan por un mal camino y que luego las consecuencias sean un costo que muchos deban pagar.

 

Normalmente sus argumentos son basados en experiencias negativas pasadas, y ellos advierten que las condiciones y los resultados pueden repetirse. Ellos siempre podrán dar un análisis pormenorizado de las consecuencias, ya que su modelo mental está diseñado para detenerse y observar los detalles minúsculos, los registran y los concatenan con otro grupo de circunstancias que les permite "predecir" el caos.

 

Si algo hacen bien los pesimistas, es presentar un análisis de ventajas y desventajas antes de tomar un riesgo, pero siempre evitan hacer un análisis con la misma profundidad de NO HACER NADA.

 

Los pesimistas pasan gran parte de su tiempo en pensamientos negativos, evitan los riesgos a toda costa, no se acercan a circunstancias inseguras, y están siempre listos para decir: ¡Te lo dije!


Curando a los pesimistas

 

1.- Agradézcales sus buenas intenciones de preservar los resultados del equipo.

 

2.- Muéstrese de acuerdo en los puntos de alto riesgo detectados por ellos.

 

3.- Hágales saber que sus temores deben hacer algo más que proteger el "statu quo"; deben ser, además, una ventaja constructiva.

 

4.- Pídales que evalúen los riesgos y los nuevos cambios de forma detallada, y con la misma manera acuciosa, que presenten las consecuencias de no hacer nada.


5.- No permita que se sientan solos y desvalidos, acompáñelos a la acción más desafiante para ellos, tomar riesgo.

 

6.- Cuando ellos asuman los riesgos, indiferentemente de los resultados genere una conversación de retroalimentación, para resaltar lo que hicieron bien
.


Asuma el desafío de curar los pesimistas, y obtendrá un equipo dispuesto a vivir nuevos cambios
Si te ha gustado este BLOG, siéntete LIBRE de hacer clik en ME GUSTA y de compartirlo en FACEBOOK, TWITTER, CORREO ELECTRÓNICO y demás redes sociales.

"No hay peso si hay Amor"



Había una vez un arqueólogo en África. Vino a la India en peregrinaje; a los Himalaya, particularmente a los templos y estructuras antiguas, los cuales son muy difíciles de alcanzar; y en aquellos tiempos mucho más.

Mucha gente simplemente no volvía; se llegaba a través de pequeños senderos al borde de precipicios de 3,000 m. de profundidad, con nieves perpetuas.

Tan sólo un pequeño resbalón y todo habría acabado. Ahora las cosas están mejores, pero en el tiempo del que estoy hablando era muy difícil. El hombre iba cansado, aun llevando muy poco equipaje (porque llevar mucho equipaje a esas alturas se hace imposible); según el aire se va volviendo más fino, se hace más difícil respirar. Delante de él, vio a una niña que no tendría más de diez años, cargando a un niño, muy gordito, sobre sus hombros. Ella iba sudando, respirando pesadamente, y cuando el hombre pasó a su lado le dijo: Niña, debes de estar muy cansada. Llevas mucho peso sobre ti.

La niña le respondió: Tú eres el que lleva peso, esto no es un peso, esto es mi hermanito. ¿Sabes? Muchas veces pensamos que no podemos llegar delante de Dios por miedo a que seamos una carga para Él, pues pensamos que al igual que el nuestro, el amor de Dios es limitado y condicionado.

El amor de Dios es tan grande que no lo puedes entender, solamente aceptar. Siempre que el enemigo te haga pensar que Dios no tiene tiempo para ti y que eres una carga para Dios, debes recordar que Dios no lleva "cargas", te lleva a ti que eres su creación, y en cuanto al tiempo es solamente una limitación de nosotros los humanos. Afortunadamente el amor de Dios no se gasta, y está latente por siempre...

MICRO-REFLEXIÓN: "No hay peso si hay Amor"

Si te ha gustado este BLOG, siéntete LIBRE de hacer clik en ME GUSTA y de compartirlo en FACEBOOK, TWITTER, CORREO ELECTRÓNICO y demás redes sociales.

PARTICIPAR EN ESTE BLOG