Nunca te Acobardes


¿Acabar con la vida, sólo porque uno no logró el amor de alguien? Existe tanta gente que nos podría hacer tan o hasta más felices que aquella persona que no correspondió a nuestro amor.

¿Acabar con la vida sólo porque le fue mal en una prueba, en un examen? Otras tantas vendrán. Cuántos fueron reprobados una, dos, tres... veces y no se desanimaron. Hoy son personas formadas y bien ubicadas en la vida.

¿Acabar con la vida sólo porque le fue mal en los negocios o tuvo iniciativas desafortunadas? Pero la vida da sus vueltas: mañana podrá "llover en su huerto", será su turno. Cuántas personas perdieron todo lo que tenían, recomenzaron, y con el pasar del tiempo, con un poco de sacrificio, se estabilizaron nuevamente.

Acabar con la vida sólo porque hubo decepciones, fracasos, frustraciones, sea lo que fuere. No, no hay razón alguna que justifique este gesto de cobardía. ¡Pues todo pasa! ¡Todo se transforma!

No eche todo a perder, lo peor ya pasó. Ahora que se está acabando la tempestad, ¿se va a desanimar?

Mire con esperanza hacia el futuro. Usted todavía puede ser muy feliz. Piense en lo mejor. Espere lo mejor. Siembre el bien. Ame bastante. Perdone más todavía. Comience a construir. Si tanta gente logra ser feliz, ¿por qué usted no lo iría a lograr? ¿Por qué desesperarse si siempre habrá un nuevo día? ¿Por qué desaparecer del mundo si es tan lindo vivir?

NUNCA ES TARDE PARA RECOMENZAR UNA VIDA

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Al enviar tu comentario acepta las normas básicas y obvias de etiquetas. Todo comentario ofensivo será borrado inmediatamente. No se publicarán oraciones o cadenas. Respete a los demás como desearía que usted fuese tratado. Su correo-e NO se compartirá con terceras personas